29/4/08

Opiniones y OPINIONES

Nueva ¿opinión? del Director de la Editora Regional de Extremadura sobre la "Güiquipeya", claro que, siempre que por opinión, en este caso, se entienda el estar de acuerdo o no con las OPINIONES de otros, porque, hasta ahora, su única opinión de la que yo tenga constancia es la que figura en el siguiente enlace:
http://mayora.blogspot.com/2008/04/extremeu-giquipeya.html

Esa otra "opinión" (¿?) que mencionaba al principio se encuentra en este otro enlace:
http://mayora.blogspot.com/2008/04/jacha-jigo-jiguera.html

En fin, como cada uno es libre de opinar en la forma que estime conveniente, mi OPINIÓN la pueden encontrar en este blog (y no precisamente con un "sí" y un "no" a la OPINION de los demás, sino con mis propios argumentos y convicciones).

JAVIER FEIJÓO

26/4/08

Más ecos de prensa sobre la Güiquipeya

Artículo publicao'n el digital Diario Extremadura el 26/04/2008.
Jinca la manina aquí pa diquelalo.
El artículo, manque no lo ice'l susodicho Diario, es de Pablo Muñoz Regadera, natural de El Torno (Valle del Jerte).
Asina pues, Pablo, mi agraecimiento por los tus jalagos jacia'l mi blog y la mi obra. Tú sabes que yo tamién t'aprecio una jartá.
JAVIER FEIJOO
.

25/4/08

Pregón de la Hermandad del Rocío, en Badajoz



El sábado, 26 de Abril, a las 20 horas, en la Iglesia de San Agustín, de Badajoz, Pregón de la Hermandad del Rocío de la ciudad.

El poeta seguedano José Carlos Risco Chamizo (sobrino-nieto del
genial poeta extremeño Luis Chamizo, y coprotagonista de la Obra Teatral "Verbo Extremeño"), intervino en la presentación del acto declamando para todos los asistentes un poema de su propia cosecha escrito íntegramente en castúo.
El pregonero fue Francisco Lázaro, Hermano Mayor de la Hermandad.


Afotinos:
1.- J.C. Risco Chamizo subío al púlpito pa la presentación del Pregonero
2.- J.C. Risco Chamizo y su esposa Lucía. Detrás la figura de la Vigen del Rocío
3.- J.C. Risco Chamizo y la mi Mª Angeles


.

22/4/08

Raquel Lagoa me escribe desde Burdeos (Francia)

Hola paisano:
Una entrada increíble la de “Morriña castúa”, y buenísimo el blog.
Desde luego, hay que vivirlo ‘pa sabé’ lo que se siente, y más desde otro país, cuando sabes que no puedes volver cuando quieres, que se hace interminable la espera y que se agradece cualquier forma de contacto. Después del curso escolar y de 4 años que llevo fuera de mi tierra, no veo el día en que pueda volver a pisar mis calles, a encontrarme con mi gente, a sentirme de nuevo en casa.
Pensé que estaría por allí a finales de mayo, y que podría ir a ver tu recital el 29 en el Café Victoria, pero las cosas ‘s'han retrasao’ y no llegaré hasta junio. Sé que será espectacular, y desde aquí te mando ya mi aplauso... Tantas ganas tengo de encontraros de nuevo a todos que esta noche me he ‘soñao’ que recitaba a tu ‘lao’ ese gran poema que dice que "no tenemos mieo"...pero me he vuelto a despertar y seguía lejos.
Desde aquí, de veras, muchos ánimos, porque haces una labor magnífica, y porque espero verte y escucharte dentro de no mucho tiempo...

Un juerte abrazo, paisano extremeño.
Desde Burdeos (Francia),
Raquel Lagoa Maya.

PD: El primer martes de mayo, participaré aquí (en un teatro) en un encuentro donde la gente pone en común algunas poesías, un encuentro de gente a la que le gusta la poesía y en el que yo participo como española, más que ‘ná’, ‘pa’ que la gente escuche como suena el acento, porque casi nadie lo comprende. Ya participé el mes ‘pasao’, pero éste aportaré, con vuestro permiso, algún poema en castúo, ‘pa’ que llegue hasta Francia, y aquí también se oiga, ‘pa’ que el mundo entero sepa que "no tenemos mieo" y que estamos “mu ergullosos de sé extremeños”.

Amiga Raquel, estoy convencío e que tu enjundia extremeña brillará'n ese teatro francés como'l sol del meyodía del verano extremeño... Un sol sin concencia, que, como icía Luis Chamizo, nus jace ser asina, pardos del coló de la tierra.
Y como ice'l mi poema "Extremadura. La cara oculta de la tierra":
"... tuesta los labrantíos
y arresolana las jesas
cuando las uvas se tiñen
del coló que da su siembra
y los galgos s'estirancan
a la sombra e las jigueras;
en el fuego de la tarde,
ronroneando la siesta,
ni los lagartos s'asoman
simismaos bajo las piedras,
las ovispas y las moscas
dando güertas se marean,
en el barro d'un regato
los cochinos se revuelcan
y en los juncos de las charcas
ni las ranas gurrapean..."

¡Ánimo Raquel y agilando p'alantre!
Juerte'l abrazo dende la nuestra Extremadura.
JAVIER FEIJÓO
fjavierfeijoo@hotmail.com
.

21/4/08

A güertas con la "Güiquipeya"

Unión Progreso y Democracia (UPyD) de Extremadura ha solicitado este jueves a la Dirección General de Cultura y Patrimonio de la Junta de Extremadura, así como a todas las instituciones encargadas de la conservación de los bienes culturales que vele por la realidad lingüística extremeña frente a la Güiquipeya.
El párrafo anterior corresponde a una noticia publicada en el Periódico RegiónDigital.com (URL) , y, supongo, que en otros muchos otros medios informativos, en cuyo texto también se dice literalmente:
A través de un comunicado, la formación ha aclarado respecto "al nuevo invento" de la wikipedia del extremeño, Güiquipeya, que dice "salir a luz con la intención de preservar una lengua minoritaria", que "no hay tal cosa, ya que el castúo o extremeño no es ninguna lengua, sino una manera particular de pronunciar el castellano".
Pero, por poner un ejemplo, ¿acaso el gallego (galego), lengua oficial en Galicia, no es una 'manera particular de pronunciar el portugués', con el que está estrechamente emparentado desde la Edad Media? Y no lo digo yo, que soy un auténtico profano en materia lingüística, sino que lo dice, precisamente, la Wikipedia (URL) , "famosa enciclopedia internáutica" (URL), según definición literal de todo un Director de la Editora Regional de Extremadura.
De que la "Güiquipeya" (y, pon ende, el "extremeñu", el "castúo", "A Fala", ...) está dando que hablar, y mucho, no cabe duda, pero de todos es conocida la famosa frase: "Hablen bien, hablen mal, que lo importante es que hablen"; y, si cuanto antes, pudiera ser en "extremeñu", en "castúo", en "A fala", ..., pos apaga y ámonos, pero p'alante, agilando y depriesa... ¿quién dijo mieo?

Publicado en Diario HOY (Opinión, 22/04/2008)
Javier Feijóo
fjavierfeijóo@hotmail.com
.

20/4/08

Morriña castúa

Estimao Juanlu:
He recibío correos de jartá e gente qu'han sufrío la esgracia e la emigración “po la farta de trebajo d’otros tiempos”, pero que “duermen toas las noches abrazaos a los sueños extremeños”. Correos que siempre m'animan p'agilá p'alantre con las mis ilusiones y los mis empeños, y, asina, nuestro galraero no se quee jondeao'n el pozo del olvío.
Y, sin conocete de na jasta hoy mesmo, y con to'l agine que m'embargan estas cosinas que me ices con to'l sentimiento arrebujao con la lejanía del terruño y que jacen que cruja en mi pecho entoavía con más juerza "ese orgullo d'extremeño" que, dende chiquinino, enarbolo ondi quiera que vaiga, m'he permitío la licencia d'engilgá'n esta mi libretina el tu correo, queando a l'aspera de qu'argún día seamos escapaces e palrar manque na más sea un ratino y nus arrebujemos en un juerte abrazo.

Texto del correo de Juanlu:
Querido y admirado paisano:
Soy Juanlu, un muchacho de 20 y tantos años, que por capricho del destino, vivo en Tarragona; alejado de mi tierra, mi gente y mi aire. Me gustaría darte las gracias por esos escritos que tan bien reflejan nuestro sentir.
Hoy tengo morriña, mañana también; y así vemos pasar los días pensando en la vuelta; pensando como sería todo si estuviéramos allí; intentando estirar el calendario y ver meses como Julio o Diciembre, donde ya vas viendo el momento de volver.
Los años pasan, y la tristeza aumenta; cada día se tiene la sensación de que las raíces que ahora mismo te atan a tu tierra de acogida son más fuertes y grandes y empiezas a notar que el comprar un billete sin vuelta, se complica más y más. No veo el momento de bajar del tren y oler Badajoz en una tarde de verano donde el sol parece que no se quiere ir para recibirnos a última hora; ese momento en el que sientes que vuelves a estar en tu tierra, que l
o que anhelas durante meses, lo tienes ahí delante. Más tarde,
cuando ya vas por la carretera, que en mi caso, me lleva a Talavera
y en la lejanía distingo la torre de la iglesia, o veo al primer paisano... ¿quién será este golpe? ¿Remijino? ¡no! es el Marqués...
Cuando llegas a tu casa y abrazas a tu gente y saltan las lágrimas... ¡qué momentos tan dulces... y qué amargos se vuelven tres semanas después...! Tienes la sensación de que el corazón se queda en tu casa, con tu gente, en tu tierra y que a cada kilómetro se te estira un poco más el pellejo que queda entre el corazón y tu cuerpo... ¡qué triste pensar: es la última vez que veo el sol en mi tierra hasta el próximo golpe! O el estúpido pensamiento que se te cruza al ver cualquier cosa ‘tirá’ en la calle de tu pueblo la noche antes, y piensas: ¡quién fuera piedra, gato, perro o puerta ‘pa’ estar siempre aquí...!
Ahora no hay 'colorinas viajeras', ni tenemos maletas de pieles de bichos raros; pero los ojos se nos siguen perdiendo tras la ventana del tren que nos vuelve a traer a esta larga enfermedad y este sufrir de estar lejos de vosotros.
Javier, empezamos la cuenta atrás: 3 meses y 24 días.

Posdata: Enhorabuena por tu labor. Espero que algún día podamos charlar un rato.
Con morriña castúa, afectuosamente.
Juanlu.

Y asina, con to'l mi agraecimiento por el tu correo inesperao, te viá dedicá los últimos versos del mi poema "Güerfanos de verbos", pa que, cuantiantes, nus demos ese juerte abrazo que a dambos, de seguro, nus alegrará tanto:

"... ¡Gorvel emigrantes!
¡Gorvel extremeños!
¡Gorvel cuantiantes manque na más sea
pa la fiesta’l pueblo!
¡Gorvel con la galra qu’arrebujaína’n aquellos jatos
sus llevastis lejos!
¡Gorvel a la tierra d’aonde sus llevastis
la vos qu’andenantes l’ascuché al agüelo!

¡Gorvel emigrantes!
¡Gorvel cuantiantes pa danos aliento!

¿No veis que nusotros, los qu’aquí queamos,
los que reguñimos con nusotros mesmos
sin tirá con juerza del carro eschangao
d’este galraero,
dende que sus juistis pa esos andurriales,
pa esos otros pueblos,
semos unos probes
güérfanos de verbos?
"
Castúa y entrañablemente,
JAVIER FEIJÓO
Abril de 2008

.

De la Güikipeya al parabreru castúo

Diquelar la noticia jincando la manina p'aquí abajo:
Diario Regional HOY

.

18/4/08

Fotografía retrospectiva (Año 1979)





.








Como diría Chamizo en su poema "La experencia":
"... Hay que ver y cómo refalan los días,
y pasan los años... ...
rebuscando siempre lo desconocío, suspirando siempre por cosinas nuevas..."
.

13/4/08

¡Bienvenida “Güiquipeya”!

En estos últimos días ya se han vertido muy diversas opiniones, todas ellas respetables, acerca de la ya autorizada “Güiquipeya” en Internet. Pero, como todas las opiniones no tienen el mismo peso específico, por cuanto dependen del opinante, o más aún, del cargo que ostente dicho opinante en una institución pública, me ha llamado singularmente la atención una de ellas, que cito literalmente y se encuentra recogida en el siguiente enlace: ¿Extremeñu? ¿Güiquipeya?...

La cita anterior, fechada a 8 de Abril de 2008, es de un señor placentino que firma en su blog personal como Á.V., pero, además, resulta ser el Director de la Editora Regional de Extremadura.

Lo paradójico, sin embargo, si nos retrotraemos al contenido del Acta fechada a 10 de Diciembre de 2003, correspondiente a una de las reuniones del Patronato que comenzaba los preparativos para la conmemoración del I Centenario de la Muerte de Gabriel y Galán, reunión celebrada en la Sala de la Cultura de Guijo de Granadilla (Cáceres), en un apartado de dicho Acta, el mismo señor Á.V., que actuaba en aquella ocasión como representante de la Consejería de Cultura de la Junta de Extremadura, decía literalmente:
“Álvaro Valverde sugiere que se establezca comunicación con la Federación de casas regionales extremeñas o bien con la Consejería de Bienestar Social. Sugiere también, D. Álvaro Valverde, la necesidad de hablar con la Federación de escritores extremeños y a través de ellos entablar una comunicación con los que estén interesados en la figura de D. José María Gabriel y Galán. Teniendo en cuenta una doble vertiente, la académica -universidad- y la creativa.”

Y más adelante, en la redacción del mismo Acta, se transcribía lo siguiente: “D. Álvaro Valverde y D. Pedro Francisco Gabriel y Galán comentan la necesidad de modernizar la figura y la obra del poeta, de acercarla a nuestros días. Este podría ser sin duda el reto del Centenario.”

Por supuesto, no nos pareció extraño que este mismo señor Á.V., en el Periódico HOY del día 15 de Enero del año 2005, varios días después de la conmemoración del referido Centenario, se atreviera a calificar de “esperpento” y “astracanada” el concurrido homenaje popular celebrado en el Paseo de Cánovas (Cáceres) el día 6 de Enero, pretendiendo ridiculizar el efusivo afecto que una muy nutrida representación del pueblo llano extremeño rindió al autor que demostró con su poesía, su valía personal y literaria, así como con su gran habilidad para plasmar sobre el papel y sobre el alma y el corazón de los extremeños, en su genuina forma de expresarse, los sentimientos más nobles y enriquecedores de nuestros antepasados, como valor ejemplarizante de que en el esfuerzo y el sacrificio diario se encuentra la base de despegue de un pueblo que aspira a mucho más que a criticar a esta aún incipiente “Güiquipeya”. Y digo que no nos parecieron extrañas las entrecomilladas calificaciones peyorativas, que, en forma de exabrupto, profirió el señor Á.V., por cuanto aquel acto homenaje en el Paseo de Cánovas estaba fuera de los actos oficiales organizados por el Patronato al que él pertenecía y, por tanto, no salió en la foto.

Llegados a este punto, es necesario precisar que yo, personalmente, no he intervenido en ningún momento en el proceso de preparación y aprobación de esta versión extremeña de la conocida enciclopedia corporativa e internáutica “Wikipedia”; aunque, por mis correos y conversaciones con cuantos simpatizantes se solidarizan con el estudio de nuestra arqueología lingüística, tuviese conocimiento de que dicho proyecto se estaba gestando, al margen de la Asociación APLEX a la que pertenezco.

Pero es imprescindible matizar, que esta incipiente “Güiquipeya” no debe, en modo alguno, catalogarse gratuitamente como una “pretensión absurda”; porque, y de ello sí estamos convencidos todos, con ella no se pretende crear ningún idioma nuevo, sino proteger, conservar y divulgar las diferentes expresiones lingüísticas que un día hubo, y aún persisten en muchas poblaciones de la geografía extremeña. Es decir, utilizarla como un valiosísimo instrumento para catalogar y conservar el patrimonio lingüístico extremeño, ese que, precisamente, utilizaron para entenderse nuestros antepasados, incluso los de aquellos que ahora reniegan de él, probablemente por una serie de prejuicios que, personalmente, yo no entiendo.

Y para no extenderme más, y volviendo a la cita inicial de este escrito, deseo quedar bien claro al señor Á.V. que, en lo meramente personal, excepto en estas siguientes aseveraciones suyas: “...¡nostálgicos poetastros de tres al cuarto!... ¡zafios políticos de chicha y nabo! ¡risibles demostraciones de su ignorante atrevimiento!...”(publicadas por él precisamente un Día de Extremadura de hace ya algunos años, refiriéndose a quienes amaron y defendieron nuestros bienes culturales intangibles), debe saber que, desde mi “absurdez”, respeto la suya. Pero desde la responsabilidad del cargo que ostenta como Director de la Editora REGIONAL, dependiente de la Consejería de Cultura de la Junta de Extremadura, siempre me resulta complicado reservarme mi opinión en contraposición a la suya en lo que se refiere al “castúo”, el “extremeñu”, o como decidamos denominarlo algún día todos los extremeños, sin partidismos ni ideologías políticas contaminantes.

Y no quisiera terminar este escrito sin mencionar la frase que más me ha llamado la atención del detractor análisis que sobre este asunto y bajo el título ‘Glocalización” y ‘Güiquipeya’ emite el Sr. Pulido, Dr. en Filología de la UEX e investigador postdoctoral de la Junta en la New York University (EE.UU.) Dicha frase dice literalmente: “El mundo entero nos está mirando”. A lo que yo le respondo, que ya era hora, porque ya son nueve años los que lleva en vigor el Artículo 60 de la Ley 2/1999, de 29 de Marzo, de Patrimonio Histórico y Cultural de Extremadura, que dice literalmente:

“Los bienes etnológicos intangibles como usos, costumbres, creaciones, comportamientos, las formas de vida, la tradición oral, el habla y las peculiaridades ligüísticas de Extremadura serán protegidos por la Consejería de Cultura y Patrimonio en la forma prevista en esta Ley, promoviendo para ello su investigación y la recogida exhaustiva de los mismos en soportes que garanticen su transmisión a la generaciones venideras...”

Como habrán observado, no he mencionado a Luis Chamizo, ni a tantos otros autores que siempre buscaron, y aún buscan y buscamos, esa autoestima que se reconforta en nuestra identidad lingüistica y en el orgullo de ser, sentirse y expresarse con nuestros acentos, nuestro léxico y nuestras composiciones morfosintácticas.

Sabida es la frase de que todo idioma, válido para que un número de personas se entiendan, no es más que un dialecto con un ejército detrás. Pues bien, sirva este escrito como impreso de mi alistamiento a filas del ejército de la “Güiquipeya”, y de cuantos otros ejércitos respalden el contenido íntegro del citado Artículo 60, cuyo texto debería estar recogido en las leyes de todos los países del mundo, para evitar que, en poco menos de un siglo, desaparezcan más de la mitad de las hablas del planeta.

Vaya pues mi más juerte abrazo, como extremeño palrante, pa tos los qu’han germinao la ocurrencia de la “Güiquipeya”, dispreciando apegos políticos y malinteresaos; jaciendo región dende’l respeto y la elegancia pa con los demás palrantes d’otros galraeros, y, asina, se puean dir arrellanando las vereas empercudías e zancaíllas de tos los qu’entoavía no diquelan más p’allá de los sus cortos alcances.

JAVIER FEIJÓO
fjavierfeijoo@hotmail.com
Enlace a You Tube: "Verbo Extremeño"
Noticia en HOY.ES
.

7/4/08

Carta a mis amigos extremeños


Se jacen las cosas con tanto cariño.
Se vuelca uno al cabo,
al fin y a la postre
pa icirle a la gente lo que tié p’adrento
y aluego no hay naide que apenque a tu vera,
qu’arrime ese jombro que mus jace farta
pa que dambos juntos jundamos el surco
qu’arraige con juerza nuestra sementera.

S’estruja uno’l llanto, se quema los ojos,
y llama y rellama a amigos tan locos
por argo que sabe que vale la pena,
por argo que tiene metío’n las venas,
pero al fin y al cabo, al fin y a la postre...
¡con tántos que semos y semos tan pocos!

Y aluego mus icen... ¿aonde vais gangrena?
Si asina no jabla ya naide’n la tierra,
aonde chiquininos icíamos “asín”
y atrás el maestro con su patatín
y su patatán, que “asín” no es “asín”
que se ice “así”... ¡qué pena, qué pena!

Y asina se pasan las joras, los días,
semanas y años, y lustros y siglos,
pero a mí me gusta icir qu’es asina
como me relamo palrando contigo.

Dime una mijina d’ese miajoncino,
d’aquellos palraos que son extremeños,
prende la juguera d’un fuego apagao
que con na qu’asoples s’enciende con genio.
Palrame de cosas que se igan con juerza,
canta cantarcinos con gracia y salero,
náname cosinas mu durces mu tiernas,
cuéntame qu’el jumo lo jecha’l jumero.

Y aluego jimplamos to lo que tú quieras,
y mus sonreyimos durmiendo la siesta,
y golemos juntos flores de jarales,
y vamos a espárragos po los matorrales
cuando’l sol requeme las ramas d’encinas
y el suelo esparrame la sombra tan fina
del fruto más noble, bellota extremeña.

Jéchame una mano, que tós decidíos,
sin mieo nenguno, sin miaja e vergüenza,
jaremos que’l mundo valore’l trapío
qu’entoavía arrejunde’n la nuestra concencia.

Ca ves que me palres, m’escribas, “m’e-milies”,
pálrame extremeño, qu’asina m’alegro,
díceselo a tos... ¡anda, ve y díceles,
lo qu’a ti te ice este humilde extremeño!
Y asina tos juntos, pasino a pasino,
mus será más fácil jacer el sendero,
pa que no se borre con la zaragalla
de verbos jediondos, d’esos estranjeros.

Juerte abrazo, amigo, y queo a la espera
de la tu respuesta antes que me muera.

Javier Feijóo
.

5/4/08

¡INMIGRANTES! ¡QUE SÍ, QUE VENGAN TODOS...!

Cuando no cabe duda, nada cabe;
cuando todo es verdad, nada es mentira,
y el color del cristal con que se mira
paladar es del gusto que no sabe.

Al igual que el misterio de un enclave
y una voz desigual que a nadie admira
desafina en las cuerdas de una lira,
desencaja en la puerta aquella llave

con los dientes doblados, retorcidos.
Tras la puerta está el son de una balada
con acordes ajados de alaridos,

y es precisa esa llave, mas por nada
deseo que al abrir vuelque un gemido
y perturbe mi vida acomodada.

¡Inmigrantes!¡Que sí, que vengan todos
cargados de ilusión hasta los codos;
y en mis manos encuentren su consuelo
y en mis sueños su afán será mi anhelo!

Mas no vengan cargados de mentiras,
de ambiciones que extirpen mi trabajo,
que el color del cristal tiene otras miras
si miras por arriba o por abajo.


Javier Feijóo
º